427 Views |  Like

[Editorial] ¡Adiós Marzo, hola bebé!

Por @lalaprada

Yo también odio cuando se despiden de los meses como si fueran personas. Pero este mes lo amerita.

Hoy, me despido del mes de marzo siendo una persona absolutamente diferente a cuando empezó. Una persona renovada en sus creencias y convicciones de vida. Una persona que a la que el piso se le movió como un terremoto al cabo de 30 días.

Aún no sé como me va ir en mis nuevos roles, aún no sé si estoy tomando las decisiones correctas, aún no se si he perdido algo o lo he ganado todo. Aún no sé nada, pero tengo una tranquilidad entre mis poros  que hace tiempo no sentía. Es como estar llena de todo y de nada a la vez. Es una paz que no se encuentra en los libros… ¡Todo muy raro!

Marzo me dejó la subida al tercer piso. Un cambio que, les confieso, esperaba con ansias. Hace tiempo quería dejar de ser “la de 20” para convertirme en “easy, breeze, beautiful… covergirl” es decir, en esas viejas súper empoderadas que caminan por la calle dejando su vida en cada paso. En fin, todo muy de ensueño, pero al fin y al cabo como me lo imaginaba.

Así, cumplí 30 estando tranquila. Cumpliendo 6 meses de operada de la manga gástrica, con 26 kilos menos, sin tanta piel colgando, con un novio maravilloso, con mi familia al lado y con mis amigos y compañeros de trabajo que me aprecian y me consienten. ¿Quién podría quejarse de algo así?

Cumple

¡Feliz cumpleaños a mí!

Lo de la piel colgando entiéndase como MUY importante.

Hasta ahí, pensaba que listo. Todo bien. Lo habíamos conseguido. 30 años sin morir es un buen logro.

Pero Dios (Alá, Buhda, FitLife, Mr. Músculo, Sr. Sol, una fuerza superior, el Dios Gluten o Herbalife) o cualquier deidad en la que crean, tenía otros planes para mí. A los muy pocos días de treparme al piso de arriba me enteré de la noticia… ¡Estaba embarazada! Pero no “embarazadita ahí” sino MUY EMBARAZADA. Muy. Muy muy. Algo así como #NoSabíaQueEstabaEmbarazada de Discovery Home & Health versión Colombia.

¿Cómo-así-qué-como-así-que-como-fue?

Pues sí. Si Oscar (mi novio) no se guanabaneó (gracias @Jennboshell por el término)  con la inesperada noticia… pues ningún PAPÁ TIENE DERECHO A GUANABANEARSE POR UN BEBÉ EN ESTA VIDA. ¿Leyeron papitos irresponsables?

Pues nos hicimos la prueba de embarazo y RE POSITIVA y después fuimos a la obstetra y me puso el aparato de la eco y se vió un súper bebé. Grande y lo suficientemente formado para entender una ecografía…

¿Saben cuán formado debe estar un bebé para que alguien -como yo que no tiene idea de bebés- lo reconozca en una ecografía? ¡Ay! Dios.

¡Un bebé en toda su expresión! Oscar y yo nos miramos asustados. Yo entré en crisis y él no. Me abrazó, me amó, me dijo que íbamos a estar bien y pues qué les digo… estamos muy bien. Pero yo de él me habría enloquecido. Mejor dicho, sí me enloquecí un poco.

1017627_10153679531034864_4664412807826584042_n

La exacta primera imagen que vimos del bebé.

Muchos me han preguntado que cómo no sabía y que si el período y que si vómitos y que si mil cosas. Pero para aumentar el engagement y los clics en este blog, esto estará en otro post. Lo que si les digo es que no es fácil saber que uno es mamá de 5 meses en sólo 3 semanas. Apenas lo estamos decantando.

Empecé marzo siendo “easy, breeze, beautiful… covergirl” y terminé siendo esposa, mamá… ¡Y feliz!

No les puedo explicar. Pero ser mamá en tres semanas, me ha cambiado la vida.

Entonces, hoy… con todas las fuerzas que tengo, digo:

¡Adiós Marzo! Gracias por todo… en serio.