629 Views |  Like

Columnista Invitado: Nutrición adecuada, un pilar del óptimo bienestar

Por: Diana Aristizabal – Gerente Categoría de Nutrición Amway

El estado nutricional, es uno de los aspectos que influyen directamente en el nivel de bienestar y calidad de vida de las personas. Al entender esta relación y su efecto en la salud, es indispensable tomar conciencia de la importancia de cumplir con los principios básicos de una alimentación saludable, la cual debe ser:

  • Completa es decir, que incluya alimentos de todos los grupos: cereales y tubérculos, carnes, huevos y leguminosas, leche y derivados, frutas y vegetales.
  • Equilibrada, debe aportar la cantidad y proporciones adecuadas de calorías y nutrientes, que proporcionen el combustible necesario para realizar las actividades cotidianas y el deporte. Se deben incluir en las comidas carbohidratos, proteínas, frutas y verduras.
  • Suficiente, porciones adecuadas de alimentos para cubrir los requerimientos de calorías y nutrientes como proteínas, carbohidratos, grasas, vitaminas, minerales, fitonutrientes, fibra y agua.
  • Adecuada, debe adaptarse a la etapa del ciclo vital, peso, estatura, composición corporal, nivel de actividad y estado de salud.
  • Inocua, apta y segura para el consumo humano, que no ocasione riesgos de enfermedades que ponen en peligro la salud y la vida.

Adicionalmente, es importante “Colorear saludablemente la alimentación diaria”, consumiendo frutas y vegetales de diferentes colores. Los colores de éstos varían en función de los diversos fitonutrientes que generan efectos benéficos en el organismo, como ayudar a disminuir el riesgo del daño ocasionado por los radicales libres, reforzar las defensas del organismo, mantener el bienestar del sistema circulatorio, muscular, respiratorio y óseo. La cantidad mínima recomendada por persona es de 5 a 9 porciones de frutas y vegetales por día (400 gramos).

Sin embargo, el Reporte Global de Fitonutrientes Nutrilite de Amway, publicado en el Bristish Journal of Nutrition 2014, reveló que el consumo de frutas y vegetales en la población mundial es entre el 25% y 50% de la cantidad recomendada, ocasionando un déficit marcado de fitonutrientes.

Para complementar, es importante realizar ejercicio regularmente para contribuir en la disminución o mantenimiento del peso corporal dentro de los niveles saludables, favoreciendo la pérdida de grasa, ayudando a preservar la masa muscular e incrementando o manteniendo la densidad ósea. Recordemos que nuestros hábitos pueden contribuir a mejorar o empeorar nuestra calidad de vida. ¡Tomemos acciones para alcanzar el Bienestar Óptimo!