620 Views |  Like

Obtén una piel de película con Phillips

Phillips lanza la innovación del mundo mundial: una maquinita portátil para hacer la depilación definitiva en casa y lo mejor de todo… ¡Sin dolor!

LumeaPhillips

¿Qué Qué? 

Sí, se trata de Lumea IPL que viene del inglés “Intense Pulsed Light”, (Luz Pulsada Intensa) que tiene su origen en los salones de belleza profesionales y es un proceso no invasivo que aplicado de forma regular inhibe la reaparición del vello.

¿Pero cómo se usa? Acá les compartimos unos tips de uso de este dispositivo:

Antes de las primeras sesiones se debe rasurar el área a ser tratada, para garantizar un método efectivo.  Este paso se puede dejar tan pronto como no haya regeneración visible del vello. Por lo general, esto ocurre luego de las primeras 4 o 5 sesiones.

  1. Se selecciona la intensidad de acuerdo al color de piel y color de vello corporal.
  2. Se aplica Lumea sobre la piel. La luz produce calor en el vello que se transfiere al folículo, haciéndolo entrar en una fase de reposo.
  3. Como consecuencia, el vello cae naturalmente y se evita su crecimiento.
  4. Para evitar que vuelva a crecer el vello, debe repetirse el tratamiento cada 2 a 4 semanas. Con el tiempo, esto reduce el crecimiento del vello al mínimo.

Algunas recomendaciones para hacer un correcto uso del dispositivo y lograr un óptimo aprovechamiento de cada disparo:

  • La raíz del vello es necesaria para canalizar la energía lumínica hacia el folículo, por lo que no es posible el uso simultáneo de Lumea junto con depiladoras eléctricas o cera.
  • Tampoco se recomienda utilizar crema depilatoria porque, para obtener unos resultados óptimos, es necesario eliminar el vello al ras de la piel y dejar el tallo intacto bajo la misma; en ocasiones, las cremas eliminan parte del vello bajo la superficie de la piel.
  • Lumea no debe utilizarse para reducir el vello facial* ya que éste es especialmente sensible a los tratamientos fotodepilatorios. Tampoco debe utilizarse en pezones, marcas de nacimiento, zonas con pigmentación más oscura (como pecas o lunares), cicatrices o en áreas donde la piel sea especialmente sensible. No se recomienda su utilización en niños, mujeres embarazadas o que estén amamantando.
  • La intensidad de la luz debe ajustarse de acuerdo con el color del vello y el tipo de piel. Cuanto más oscura sea la piel, más sensible será a la luz y menor será la intensidad que se debe usar.
  • Se recomienda aplicar los tratamientos con Lumea antes de irse a la cama, por si se produjera algún ligero enrojecimiento o reacción cutánea, que desaparecería a las pocas horas.
  • Se debe evitar tomar sol o hacer uso de solariums durante 24 horas antes de los tratamientos. Se puede tomar sol después del tratamiento usando una protección solar elevada sobre la zona tratada durante 24 horas después del mismo.
  • No es necesario usar gafas de protección durante el uso de Lumea.

¿Cómo llegaron a este descubrimiento?

Basados en una investigación realizada entre más de 2.000 mujeres con acompañamiento de destacados dermatólogos, se demostró la reducción significativa del vello con tan solo cuatro tratamientos cada dos semanas.

El dispositivo dispone de cinco niveles de potencia de luz ajustables para asegurar un tratamiento suave y eficaz. Si se usa de forma correcta, el tratamiento IPL de Philips Lumea es seguro y suave incluso en pieles y zonas sensibles.

Lumea es muy cómoda para utilizar en cualquier momento y lugar. Además, gracias a su función de desconexión automática, se puede prevenir el sobrecalentamiento.

El producto está disponible en puntos de venta Falabella a un precio de $1.199.000.

Y ustedes… ¿Conocen algún otro? ¿Se atreverían a probarlo? Yo, a ojo cerrado, le doy un sí rotundo.